lunes, mayo 21, 2018
Entérate de qué se trata el Síndrome de Asperger

El Síndrome de Asperger es un trastorno del sistema nervioso, caracterizado por la alteración cualitativa, grave y persistente del individuo en las relaciones sociales y en los patrones de comportamiento. Este tiene mayor incidencia en niños que en niñas. Quienes lo padecen tienden a una mejor relación con personas adultas que con las de su edad.

Las personas con Síndrome de Asperger tienen muchos problemas al jugar con otros niños, no entienden las reglas ya que ellos quieren imponer las suyas propias, siempre quieren ganar. No les gusta ir al colegio ya que son blancos de burlas.

Este tipo de personas no tiene retraso de lenguaje ni del desarrollo cognoscitivo. Normalmente se ven en niveles bajos en comparación con el autismo, a esto mayormente se le denomina “teoría de la mente”, desarrollada para atribuir pensamientos e intenciones a otras personas.

El Síndrome de Asperger se puede diagnosticar con la intervención de un  especialista en trastornos del espectro del autismo, mediante la observación de su comportamiento y las habilidades adaptativas de competencia social.

En la  evaluación de su competencias psicológicas,  se calcula el nivel de inteligencia  y la evolución del trastorno según  un médico general, mediante terapias psicológicas basadas en control de la conducta, apoyo emocional, mejoras en las habilidades sociales y comunicativas o tratamiento farmacológico.

Diferencias entre el Síndrome de Asperger y el Autismo

Las diferencias principales principales entre el Síndrome de Asperger y el trastorno Autista Clásico de Kanner son dos:

1.- Los niños y adultos con Síndrome de Asperger no presentan deficiencias estructurales en su lenguaje, sin embargo tienen limitaciones pragmáticas como instrumento de comunicaciones y prosodias en su melodía (o falta de ella).

2.-Los niños y adultos con Síndrome de Asperger tienen capacidades normales de inteligencia y frecuentemente competencias extraordinarias en campos restringidos.

Algunas diferencias entre el Síndrome de Asperger y el Autismo de alto funcionamiento:

1.- Diagnóstico  tardío.

2.- Pronóstico  más positivo.

3.- Déficit cocial y de comunicación  menos severos.

4.- Intereses restringidos  más agudos.

5.- Coeficiente Intelectual verbal  mayor que el coeficiente intelectual funcional (en autismo, el caso es inverso).

6.-Se observa frecuentemente torpeza o rigidez motora.

Entre el trastorno de la ansiedad, depresión, déficit de atención con hiperactividad, aminoacidura, hiperlaxitud, epilepsia, trastorno bipolar, síndrome de tourette, trastorno obsesivo compulsivo, un estudio realizado en el 2007 en Filandia determinó que en una muestra de 5484 niños de 8 años de edad, 2.9 de cada 1000 padecía de Síndrome de Asperger.

0 Comentarios

Deja un comentario

Síguenos

INSTAGRAM

Agencia de publicidad en Venezuela