¿Cómo tratar el pie diabético?
¿Cómo tratar el pie diabético?
Califica esta publicación

La diabetes es una enfermedad crónica que afecta a miles de personas a nivel mundial, con efectos negativos desde la cabeza hasta los pies. Precisamente cuando ocurre una disminución de la sensibilidad  o daños en los nervios a nivel de los pies, se deriva lo que se conoce como pie diabético. Entonces, te surgen varias preguntas, ¿verdad? ¿Cómo aparece el pie diabético, qué hacer para evitarlo y cómo tratarlo?

Primero que nada, debes estar debidamente informado, esto te ayudará a comprender mejor en qué consiste la enfermedad para así controlar sus riesgos.

¿Qué es el pie diabético?

El pie diabético es una infección que se presenta en forma de úlcera o herida abierta en la planta del pie y/o a los lados debido a una destrucción de los tejidos profundos relacionados con alteraciones neurológicas y distintos grados de enfermedad vascular periférica, es decir, falta de riego sanguíneo.

Los pacientes que sufren la infección son aquellos cuyos niveles de glucosa o azúcar en sangre son inadecuados, lo cual se debe a la ausencia o escasez de secreción de la hormona insulina segregada por el páncreas y que proviene de los alimentos que consumimos.

Al no existir suficiente insulina, la glucosa permanece en la sangre provocando graves trastornos de salud.

Generalmente, esta condición se presenta en pacientes diabéticos crónicos, estimándose como una causa principal de amputación de miembros inferiores debido a que este tipo de pacientes desarrollan esas úlceras a lo largo de su vida. ¡Una verdadera pesadilla!

No obstante, existen una serie de recomendaciones básicas para prevenir y cuidar un pie diabético.

Cuidados para el pie diabético

Primero el control de los niveles de azúcar en la sangre,  ¡cuida tu diabetes!

Revisa a diario tus pies para comprobar que no tengas lesiones, las cuales se pueden originar por un mal calzado o por andar descalzo, por ejemplo.

Evita cortarte las uñas, es preferible limarlas en línea recta. ¡No cortes en las esquinas!

Si presentas callosidades ¡cuidado con cortarlos! Es preferible que acudas a un podólogo.

Ten mucho cuidado con los spas o salones que ofrecen manicura o pedicura ya que podrían ocasionar algún daño en tus pies. ¡Consulta a tu medico!

El pie diabético carece de sensibilidad, te aconsejo comprobar la temperatura antes de meter los pies en agua demasiado fría o caliente.

Mantén tus pies limpios, secos y suaves. Puedes usar talco o almidón de maíz, así mantendrás la piel de entre los dedos seca.

Usa calcetines de algodón, aunque si realizas algún deporte los expertos recomiendan calcetines hechos con materiales absorbentes como Coolmax o Ultimax, los cuales te liberan del sudor mientras te ejercitas.

El ejercicio a diario te ayudará a controlar la diabetes. Recuerda caminar, bailar, nadar o correr en bicicleta usando zapatos adecuados que te calcen bien y te brinden soporte. Eso sí, cumpliendo con un esquema de ejercicios alrededor de treinta minutos de actividad física de intensidad moderada todos los días y, por supuesto, con una dieta saludable. Evita el sobrepeso, el sedentarismo, dulces, grasa animal y comidas abundantes.

No olvides que la diabetes es prevenible, pero cada año que cumplimos tenemos más probabilidad de sufrirla.

Artículo relacionado

Sin artículo relacionado

0 Comentarios

Deja un comentario




Síguenos

INSTAGRAM

Agencia de publicidad en Venezuela





Dx WW