Más que un celular, un smartphone. Con 10 años en el mercado, el iPhone sigue reinventándose, siendo así el móvil más rentable de la historia.

El iPhone llegó cuando nadie lo pedía. A mediados del año 2007, un visionario, por llamarlo de alguna forma,  ideó, en conjunto con doscientas patentes distintas, un celular que llegaría a revolucionar la vida del ser humano y que posicionaría a la marca Apple, conocida por sus computadoras, como la mejor opción en telefonía móvil.

Este nuevo aparato incluía muchas de las características que ya existían en el mercado por separado. Todo en un equipo que marcaría una gran diferencia entre el naciente mercado que más adelante adoptaría el nombre de smartphone.

El celular llamado Telipod en aquella época (2000) fue conceptualizado por un joven empleado de la casa de la manzana. John Casey envió algunos diseños, que más adelante serían mejorados por el tecnólogo y empresario Steve Jobs. Luego de muchos ajustes, ese prototipo sería conocido como iPhone.

¿Qué trajo el iPhone nuevo?

La novedad del iPhone nació del teclado virtual, algo que para la época era más que absurdo. Recordemos que en estos años lideraba el mercado la ahora casi extinta compañía BlackBerry, que ofrecía un chat selectivo y un mail con un teclado físico.

El iPhone intentaba de mil formas remarcar las virtudes de su navegador web, la opción de tener un cliente de correo y el servicio de cartografía digital Google Maps. Además de su conectividad EDGE y Wi-Fi.

Fue muy difícil para Apple romper con la credibilidad y el mercado alcanzado por el BBpin de BlackBerry, pero quienes se dieron la oportunidad de conocer el smartphone, se enamoraron de inmediato.

El primer iPhone contó con la conectividad 3G, además de una tienda de aplicaciones (App Store) y el servicio de GPS. Mantuvo la cámara de 2 MP con el que fue conceptualizado y la pantalla de 3,5 pulgadas. A esto había que añadirle un diseño de aluminio anodizado en la parte posterior.

10 años de trayectoria, éxitos y fracasos

Luego del iPhone 3G en el 2008, vino una mejora al siguiente año con el modelo 3GS. Este móvil incluyó una batería más grande, una cámara con mejor resolución (3 MP) y una App Store con más de 50 mil aplicaciones. También fue conocido por la actualización del sistema operativo iOS 3.0, una mejora que incluía la función copiar y pegar.

Para el 2010 vimos el mayor cambio físico y estructural del ya posicionado iPhone. Al mercado entró el modelo 4, este contó con un diseño refinado con dos paneles de vidrio en blanco o negro, además de una banda de acero inoxidable en los bordes. La cámara tuvo una gran mejora, pasando de 3MP a 5. También incluyó una cámara frontal que le dio la bienvenida al servicio de videollamadas, conocido como “FaceTime”.

En el 2011 cocimos al modelo 4GS que no tuvo un gran cambio físico, pero sí de funcionamiento. La característica más destacada de este fue la presencia del asistente virtual Siri desde iOS 5. Se renovó el uso de la nube por la plataforma iCloud y se incluyó el chat móvil iMessage que terminó de acabar con su competencia BlackBerry. También se incorporó la tecnología Retina, con una resolución de 960 por 640 píxeles a 326 pp, y la cámara de 8 MP que permitía a sus usuarios grabar en 1080p HD.

Para el año 2012 Apple llevó al mercado el iPhone 5. En este nuevo modelo vimos crecer la pantalla que ahora sería de 4 pulgadas. También cambiaron la cámara, pasó a ser de 8 MP junto a una frontal que permitía grabar video HD en 720p.

Al año siguiente vino la propuesta más agresiva de la casa de la manzana, quienes decidieron romper con su clásico iPhone y presentaron dos modelos, uno súper colorido y otro que intento mantener la línea elegante que siempre los caracterizó, pero con la diferencia de sumar un nuevo color.

El iPhone 5C podía ser adquirido en cinco atractivos colores, este modelo tenía una pantalla de 4 pulgadas y una cámara de 8 MP junto a un diseño de plástico. Por su parte el iPhone 5S, que mantuvo el diseño metálico y se convirtió en el primer aparato en tener un procesador de 64 bit y el sensor biométrico de huellas dactilares Touch ID. Además fue el primer modelo disponible en dorado. Ambos modelos fueron los primeros en tener la conectividad inalámbrica 4G LTE.

Para el año 2014 fue lanzando al mercado el iPhone 6 y 6 Plus, estos modelos se distinguen por el tamaño de la pantalla Retina HD, de 4,7 y 5,5 pulgadas, un cambio que se realizó por la necesidad de las marcas de llevar a la venta Smartphone cada vez más grandes.

En el 2015 Apple vuelve al ruedo, pero esta vez con dos modelos bastantes parecidos a sus antecesores, la diferencia estuvo en la inclusión de la tecnología 3D Touch. Además sumó el servicio Apple Pay y la cámara, de 12 MP, que les permitió a sus usuarios registrar videos 4K.

Al siguiente año Apple llevó al mercado el modelo iPhone 7 y iPhone 7 Plus, los primeros móviles que fueron resistentes al agua y al polvo. A esta novedad se le sumó la presentación de los auriculares inalámbricos AirPods, un diseño que a pesar de ser funcional no es para nada atractivo.

Artículo relacionado

0 Comentarios

Deja un comentario




Síguenos

INSTAGRAM

Agencia de publicidad en Venezuela