viernes, junio 22, 2018
¡Cuidado! Cómo evitar la friendzone

Cuando conoces a alguien con miras a una relación estable debes tener guantes de seda como para evitar caer en la friendzone.

Simplemente la friendzone o “zona de amigos” es la falta de coincidencias sentimentales entre dos personas –independientemente de su condición sexual-, nos dicen los expertos.

Un ejemplo que puedo citarte es cuando un individuo siente un romance hacia otro, mientras que está creyendo en verte solo como su amigo.

En el peor de los casos vemos cómo existen los “amigos con derechos”, uno de ellos solo ve el acto sexual como tal, mientras que la otra persona no ve compromiso alguno.

Caer en el estatus de friendzone es uno de los retos que debes ponerte en mente cuando lo que buscas es estabilidad, en cuanto a una relación.

Para ello, debes seguir algunos pasos y hasta compromisos contigo mismo como para decirte “oye, ya basta, equis persona no me ve así, soy su amigo”.

Evita la friendzone

Para Jeremy Nicholson, psicólogo estadounidense, evitar la friendzone es tan sencillo como “no caer en ella, para empezar”.

Si quieres una relación amorosa, entonces no tienes porqué luchar tanto por lo que buscas en la otra persona, simplemente debe darse de forma natural.

Sé atractivo: ¿quieres atraer?, pues comienza con mejorar tu postura, vestirte mejor, estar en forma, ser positivo, pero sobre todo, hacer reír.

Debes tener confianza en ti como persona, deja a un lado las inseguridades, crea conversaciones que estimulen, genera roces de manos o brazos.

Evita al máximo mostrarte como el “necesitado” o “inalcanzable”, eso está muy mal, porque no querrás la friendzone.

Intereses en común: aunque lo creas innecesario, nosotros buscamos relacionarnos con personas que tienen nuestros mismos deseos y aspiraciones en la vida.

No quiero decirte con esto que debes ser “igual” al otro, sino que deben ser compatibles, que les guste el mismo tipo de música, por ejemplo.

Toma riesgos: una de las razones por la que caes en la friendzone viene dada cuando demuestras miedo, incertidumbre e incluso si eres muy “pasivo”.

Toma las riendas y habla de tus intenciones desde el comienzo. Si la otra persona no está de acuerdo, te haces a un lado, ¿no es mejor?

Déjate querer: no entregues todo, tienes que dar de a poquito, porque si no, la otra persona se acostumbra a solo recibir de tu afecto.

Para que no caigas en la friendzone debes evitar a toda costa hacer todo el trabajo, no abandones tus costumbres y no sacrifiques todo.

Esto hace que la otra persona vea lo “fácil” que es ganar estar contigo y no quieres que te vean así, estoy seguro de ello.

Para evitar esto, el esfuerzo de inversión debe ser de igual tamaño entre ambos. Cada persona debe dar y recibir en las mismas cantidades, en cuanto a la relación.

Aléjate de la friendzone

Como conclusión puedo decirte que no caerás en la  friendzone cuando te muestres más atractivo, no escojas personas equivocadas.

Además busca gente con intereses en común, siempre di lo que sientes. Deja que la otra persona también te busque, permite que contribuya dentro de la relación.

0 Comentarios

Deja un comentario




Síguenos

INSTAGRAM

Agencia de publicidad en Venezuela